Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de diciembre 19, 2010

salmo 109. ¡BASTA YA!

Daré gracias al Señor, el Grande, con mi boca,
y en medio de los ancianos lo alabaré,
porque se puso a la derecha del pobre
para salvar su vida de los jueces.


Los estudiosos de la Biblia llaman a este un salmo judicial debido a su contenido y dividido en varias secciones que se pueden ver con claridad. La primera parte es una introducción de la causa por parte de la persona que es acusada. En la segunda, se presentan las imprecaciones de los acusadores. La tercera, nos narra la respuesta del acusado. La parte final es una súplica hacia el Señor delante de una situación que es totalmente injusta.

Este salmo me ha retado al leer la afirmación que el Señor se pone al lado del pobre. La Biblia nos dice una y otra vez que Dios aborrece la injusticia y su corazón y, en ocasiones, sus acciones están al lado del que sufre, del tratado de forma injusta, del desvalido, etc. De hecho, es uno de los títulos que reciben a lo largo de las Escrituras, defensor del huérfano, la viuda, el extranjero, palab…