Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de noviembre 24, 2010

SALMO 92. ANUNCIAR

Altísimo Señor,
¡Qué bueno es darte gracias
y cantar himnos en tu honor!
Anunciar por la mañana y por la noche
tu gran amor y fidelidad.


Esta introducción y tres estrofas conforman este salmo. La primera, expresa la alegría que Dios produce en la vida del creyente. La segunda, habla de los necios, su actitud y su futuro. La tercera, y última, expresan las bendiciones que, en contraste con el necio, recibirá el justo.

Este salmo me ha desafiado a pensar en qué modo mi vida proclama y anuncia el amor y la fidelidad de Dios. En primer lugar me ha hecho pensar si realmente lo estoy experimentando. He tenido que meditar sobre qué muestras o evidencias hay en mi vida, más allá de los tópicos típicos, de que el amor y la fidelidad del Señor son auténticas, genuinas, reales, no mera verborrea intelectual.

Pasado este examen, he tenido que preguntarme qué me impide proclamar y anunciar al mundo el amor y la fidelidad del Señor sobre mi vida y la de los míos. Pensaba que mucha gente a mi alrededor hac…