Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre 26, 2010

SALMO 37. A PESAR DE TODO, HAZ EL BIEN

No te enojes por causa de los malvados,
no envidies a los que cometen injusticias,
porque pronto se secarán como hierba
y como cesped verde se marchitarán.
Confía en el Señor y haz el bien.

Este salmo es uno de los varios salmos alfabéticos que hay en el salterio. Es decir, cada uno de los párrafos comienza con una de las letras del alfabeto, sin embargo, esto se ha perdido en la traducción como es natural.

De nuevo el salmo basa su trama en un contraste, los justos y los malvados. El estilo de vida de estos últimos y su aparente impunidad. El estilo de vida de los primeros, su desánimo ante la prosperidad de los malvados y las llamadas a confiar y descansar en Dios. Además del contraste el salmo tiene otro ingrediente, la intervención de Dios. El Señor habla y anima a los justos a no cejar en su empeño de vivir dignamente practicando el bien y confiando en Él. Al mismo tiempo, anuncia el final que espera a los malvados y como serán retribuidos según merecen.

Creo que este salmo es un ánimo …