Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de agosto 25, 2009

PROVERBIOS 18, NO ESCUCHAR SINO HABLAR

Al necio no le gusta comprender, sino expresar su opinión. Así es, esa es otra de las características de los que rechazan la retroalimentación, hablan en vez de escuchar. Supongo que partimos de la base que no hay nada que podamos aprender escuchando a otros y, al contrario, mucho que los otros pueden aprender de nuestra inmensa sabiduría.

PROVERBIOS 17, MÁS SOBRE LA RETROALIMENTACIÓN DE DIOS

Hay ocasiones en que si una palabra describe la situación de nuestro corazón, esta es confusión. Hay momentos que estamos hechos un auténtico lío y es difícil saber qué camino tomar y en qué dirección encaminarse. Hay momentos en que, no es que tengamos algunos puntos ciegos, es que no tenemos ninguna perspectiva que nos permita orientarnos.

Las palabras de Proverbios me han servido de mucha ayuda en este sentido, a los corazones los prueba el Señor. Creo que en las ocasiones que antes he mencionado, únicamente yendo ante la presencia de Dios y permitiendo que nos examine y oyendo su voz, su retroalimentación, podemos encontrar dirección y sentido.

PROVERBIOS 16, LA RETROALIMENTACIÓN QUE VIENE DE DIOS

A uno le puede parecer intachable su conducta, pero el Señor juzga las intenciones. El principio en el que se basa la retroalimentación es la existencia de cosas que nosotros no podemos ver acerca de nosotros mismos, la forma en que pensamos y actuamos, y que otros si tienen la posibilidad de ver.

Este versículo habla de la importancia de que el Señor nos retroalimente acerca de la manera en que vivimos, pensamos y desarrollamos nuestros valores y motivaciones. Esto es importante debido que podemos estar genuina y perfectamente convencidos de proceder de forma correcta, sin embargo, la perspectiva del Señor nos puede ayudar a ver las cosas de forma diferente.

PROVERBIOS 15, EL NECIO EVITA AL SABIO

Dice el libro de Proverbios que el necio literalmente odia a quien le provee de retroalimentación y evita la compañía de los sabios. Pienso que como líder nada es más perjudicial que persistir en ese tipo de actitud. Si odias a quien te ayuda a ver tus puntos ciegos o tus errores evitas la posibilidad de seguir creciendo y madurando como persona y como líder.

PROVERBIOS 14, CUIDADO POR DONDE ANDAS

El versículo 12 es uno de los más conocidos del libro de Proverbios, hay caminos que parecen rectos y al final son caminos de muerte. Nadie camina, por regla general, por un camino que sabe que le lleva a la muerte -considerando aquí la palabra muerte en su sentido más amplio y general-.

Nos adentramos por esos caminos porque pensamos que son los mejores. Hacemos esta consideración tomando en cuenta diferentes aspectos. Otros nos han hablado de ese camino, nuestra valoración nos indica que es el correcto, carecemos de perspectiva o experiencia para ver más allá de lo evidente o nunca hemos transitado ese u otros similares para saber qué peligros nos pueden esperar.

La retroalimentación en este supuesto es básica, necesaria y puede librarnos de muchos peligros. Encontrar gente que tenga la experiencia, madurez o perspectiva -o la suma de las tres- para darnos consejo puede librarnos de la muerte -nuevamente en su sentido más amplio.

PROVERBIOS 13, AMOR Y RETROALIMENTACIÓN

En el versículo 24 indica que, quien lo ama lo corrige a tiempo.Estrictamente el texto habla acerca de la corrección a los hijos y como esta es, cuando hecha convenientemente, una muestra del amor de los padres. No es por tanto forzar el texto y pensar que dar retroalimentación a nuestros amigos, ayudarles en sus puntos ciegos y, especialmente cuando persisten en situaciones, actitudes o motivaciones que les causan o pueden causar mucho mal, es una manera de expresarles nuestro amor y preocupación genuina por ellos.